Espacios de trabajo de IWG

La urbanización del planeta es irreversible. Hoy, 50% de la población mundial vive en áreas urbanas y en 2050, será un 70%. Esta población desde ya tiene demandas en cuenta cómo y dónde se trabaja. Según Wayne BergerCEO de IWG para Canadá y Latinoamérica, los espacios de trabajo de IWG están dando respuesta a estos desafíos.

La estrategia que está desarrollando esta corporación de centros de negocios y espacios de coworking, fue explicada por Berger en la ciudad de México, en la edición del PropTech Latam Summit que se llevó a cabo en la capital azteca. 

El ejecutivo de IWG fue enfático al señalar la forma cómo están creciendo las ciudades y cómo están cambiando. En América Latina, la población urbana es de 80%, un crecimiento exponencial de 40% en los últimos 65 años. Esta creciente población urbana tiene y demanda nuevas de trabajar, lo que está impactando la forma como se construyen y se administran los espacios corporativos.

“Una nueva generación lidera el camino Generación Flex. Hay un cambio sin precedentes en la forma en que las personas viven y trabajan. El crecimiento de los espacios de trabajo a pedido y de trabajo conjunto en todo el mundo no tiene precedentes. Este crecimiento, sin precedentes, está siendo impulsado por tres tendencias globales clave: la tecnología y la digitalización, la experiencia de la gente y los negocios y las finanzas.”

La tecnología, la digitalización y la gente

“Todos están conectados digitalmente. Las personas son más móviles y pueden acceder a su trabajo desde cualquier lugar. La inteligencia artificial, la automatización y las tecnologías en la nube son las que están cambiando más drásticamente la naturaleza del trabajo”.

En este punto, Berger muestra algunos datos fundamentales:

  • En 2015, había 15 millones de dispositivos conectados. En 2018, 23 millones, que en 2020 serán 31 millones de dispositivos conectados; mientras que en 2024 estiman que serán 62 millones de dispositivos conectados.
  • Las demandas de las personas están revolucionando el trabajo y el cambio se está acelerando. Freelancers, emprendedores, solopreneurs, consultores y contratados por las startups conforman 40% de la fuerza laboral para 2020, ese porcentaje será de 51% en 2027.
  • 47% de los trabajadores freelancers son millenials.69% de los millennials intercambiarán otros beneficios del paquete de trabajo por un mejor espacio de trabajo
  • Hay un aumento de 103% desde 2006, en el número de los espacios de trabajo flexibles o independientes de la oficina tradicional.
  • 53% de los profesionales globales ahora trabajan de forma remota durante al menos la mitad de su semana laboral.

 “Los freelancers son una tendencia en ascenso, para 2027 la fuerza de trabajo estará basada en freelancers. Además, la tecnología es un movilizador masivo de lo que ocurre en los espacios de trabajo. Todos necesitan y están buscando un gran lugar para trabajar, con un gran diseño y con nuevas tecnologías. Ello lo que está provocando es que la experiencia digital y la física de los usuarios se una y cobre suma importancia”.

Los espacios de trabajo de IWG

Ante esta dinámica que cambia a paso acelerado, la misión de los espacios de trabajo de IWG es clara. “Ayudamos a nuestros 2,6 millones de miembros a realizar mejor su trabajo y a lograr el mejor desempeño de sus vidas. Los espacios de trabajo de IWG representan beneficios tanto para los propietarios de los edificios, como para sus clientes. Nos enfocaros en brindarles experiencias físicas y el ambiente digital que necesitan nuestros clientes. Para ello, tenemos: espacios de oficinas, oficinas virtuales, coworking, servicios, salas de reuniones y membresías”, explica Berger.

En este sentido, señala que IWG está ubicado en 3.700 locaciones en 1.200 ciudades y poblaciones en 120 países, lo que lo convierte en la red de espacios de trabajo más grande del mundo, con una expansión de un nuevo centro cada día.

“A diario, hablo con diferentes compañías a escala global, que se han movido hacia la flexibilidad de los espacios de trabajo de IWG. Es un cambio profundo lo que están viviendo, se quieren alejar del modelo tradicional que solo provee inflexibilidad. Moverse a un lugar flexible, les permite atender las demandas de sus trabajadores, cambiar de espacios en apenas un mes, acceder a nuevos mercados y concentrar las inversiones en sus competencias centrales. Las empresas con bienes inmobiliarios tradicionales, estáticos, se están dando cuenta que se convierten en pasivos para el capital, y por eso se están moviendo hacia la flexibilidad”.

En este sentido, el líder de IWG precisó que la industria de la propiedad comercial es un mercado de 29 billones de dólares, que está maduro para la interrupción en un mundo digital, con menos de 0,5 a 1% de inversión en tecnología y que ofrece una oportunidad enorme para la externalización (outsourcing).Y así lo están haciendo las más importantes corporaciones del mundo que están utilizando los espacios de trabajo de IWG.