Big Data: uno de los pilares de las empresas proptech

No cabe duda que la transformación digital, donde incluimos el Big Data, ha llegado a todos los sectores y en las empresas Proptech lo saben. Además, si aplicamos el Big Data en el sector inmobiliario vemos que tiene una gran cantidad de ventajas.

El Big Data inmobiliario: para qué se usa

Lo primero que tienes que considerar es que, a día de hoy, todo genera información, todo genera datos sensibles de ser analizados. Ya sea mientras navegas por la web, mientras realizas operaciones de banca online o cuando haces alguna compra en algún ecommerce, siempre se genera información que es importante. Toda esa información es lo que se conoce como Big Data.

Conocer y entender cómo transformar toda la información que se genera para que te ayude en la toma de decisiones de tu agencia inmobiliaria es el objetivo que apareció allá por la década de los 90.

Hay muchas empresas que han incorporado a su estructura un centro de almacenamiento para conseguir crear importantes estrategias con el fin de conocer qué productos vender y a qué personas venderlo.

Las ciudades tampoco se han escapado al análisis de la información. Se utiliza para predecir el crimen en base a su análisis, es decir, predecir en qué momentos y en qué circunstancias hay más probabilidades de que se cometa un crimen.

El uso del Big Data en el sector inmobiliario

Es cierto que en Internet te estarás encontrando habitualmente la definición de Big Data como una cantidad enorme de información que no se puede analizar sin contar con herramientas específicas y sofisticadas. Sin embargo, las empresas proptech del sector inmobiliario no generan ese nivel de información.

El objetivo más importante es buscar la forma de obtener una situación real de cada consumidor en su totalidad. Esto quiere decir que tienes que conocer quién es la persona que compra determinada cosa, por qué lo hace y de qué manera. Únicamente de esta forma te podrás anticipar en la toma de decisiones que te ahorrarán dinero y tiempo.

El Big Data en el sector inmobiliario no es tan solo recopilar información. Por encima de todo está su análisis. De aquí es de donde han surgido conceptos como el análisis predictivo, el cual se basa en anticiparse a tu competencia a través de la identificación de cada oportunidad de negocio que vaya surgiendo.

Para que te puedas hacer una idea de qué estamos hablando, este tipo de análisis podría encontrar e identificar propiedades y propietarios que estarían en disposición de vender.

Caso de éxito

Hay muchas empresas que habían acumulado gran cantidad de información a lo largo de los años sin que le dieran ninguna utilidad. La inmobiliaria Twiddy, centrada en alquileres vacacionales, consiguió optimizar las recomendaciones que hacían a sus clientes. Para ello cruzaron sus propios datos que tenían almacenados con los que había en ese momento en el mercado. Con esta estrategia consiguieron aumentar un 10 % su inventario.

Incorporar el Big Data en el mercado inmobiliario te aportará una mejor estrategia de marketing para conseguir llegar antes que tu competencia. No lo dudes y da el paso.

Fuente: Proptech.es